DEPORTES Capítulo 1: Veracruz 2014, la medalla de oro en corrupción para Javier Duarte y México

Capítulo 1: Veracruz 2014, la medalla de oro en corrupción para Javier Duarte y México

Los pasados Juegos Centroamericanos y del Caribe forman parte de las extensas lagunas financieras de la gestión de Javier Duarte en Veracruz

Javier Duarte y Enrique Peña Nieto, en el abanderamiento de la de...
Javier Duarte y Enrique Peña Nieto, en el abanderamiento de la delegación mexicana que participó en Veracruz 2014. Mexsport

Por Ricardo Otero | @otero_rj

"Boletos agotados". El 15 de noviembre de 2014 era una misión casi imposible encontrar entradas para los eventos deportivos del primer día de competencias de los Juegos Centroamericanos y del Caribe de Veracruz.

La escena, sin embargo, era absolutamente contradictoria con las imágenes en televisión, donde se veían tribunas a medio ocupar -o menos- en la arena de básquetbol, la piscina de natación o la sede de la gimnasia, por mencionar algunos. De acuerdo con una investigación de la revista Proceso, 16 mil de los 26 mil lugares disponibles para la ceremonia de inauguración del 14 de noviembre en el Estadio Luis "Pirata" de la Fuente fueron repartidos entre los trabajadores del estado, con descuento a su nómina.

Aunque hubo lleno en la apertura de los Juegos, la mayoría de los boletos para competencias no fueron usados.

Veracruz se despide de los JCC 2014

El 6 de agosto previo, exactamente a 100 días del inicio de los Juegos, se anunció la cancelación del proyecto de la Villa de Atletas, pese a que 700 viviendas ya estaban concluidas, para alojar a los participantes en hoteles de la sede y subsedes. La propuesta del entonces gobernador Javier Duarte, según versiones oficiales, reactivaría la economía local, aunque en la realidad, no se tenía la solvencia suficiente para su equipamiento. Tradicionalmente estos complejos, después de las justas deportivas, se venden a particulares como departamentos. De una posible inversión, quedó todo en un gasto a costa del erario.

La taekwondoín Ollin Medina, campeona mundial en la modalidad de formas y originaria de Veracruz, me comentaba en aquellos días que el ambiente parecía más el de una Olimpiada Nacional que el de un evento internacional. Esto debido a que precisamente en esos eventos de detección de talentos infantiles y juveniles, que están por desaparecer por los recortes presupuestales del gobierno mexicano al deporte, se caracterizaban por usar hoteles como alojamiento de los participantes.

Cuba conquista los JCC Veracruz 2014

La vida transcurría en los municipios de Veracruz y Boca del Río como cualquier otro día, como si el evento no existiera. Había poca afectación de tránsito vehicular. Si acaso por pendones en la calle y los hoteles sede se sabía del evento. En el mayor de ellos, a unos pasos del World Trade Center de Boca del Río, podía verse a Paola Longoria y seleccionados de taekwondo saliendo hacia el centro comercial adjunto. Eso sí, era imposible acceder sin la acreditación pertiente al lobby.

No hubo "fair play" con la asignación de hoteles. Era algo inevitable. Días antes de la inauguración surgió una versión de que Venezuela regresaría a su país disgustados por el que se les asignó, muy diferente al cinco estrellas que tenía la delegación mexicana. El rumor se desmintió por su comité olímpico junto al de los anfitriones, pero bastaba pasar enfrente de algunas de estas sedes para darse cuenta que algunos países eran "menos iguales" que otros.

publicidad